Esquerra Unida Els Verds Ajuntament d’Aldaia

Alternativa, no alternancia. Juanjo Llorente

microarticulo de prensa

Actualmente, disponer de un puesto de trabajo sigue siendo para la gran mayoría condición indispensable para disfrutar de unas condiciones dignas de vida y bienestar. Sin embargo, en nuestra sociedad aun continúan creciendo las tasas de paro y precarización laboral, paralelamente al recorte de las prestaciones sociales y los servicios públicos de educación, sanidad o pensiones. Los únicos beneficiarios de esta situación son los poderes económicos, la banca y las multinacionales, porque la pobreza y la precariedad generalizadas les permiten acumular aun mayor riqueza y poder en cada vez menos manos.

Los Ayuntamientos, Mancomunidades y demás instituciones públicas forman parte obligada de esta dinámica de acumulación, que los comunistas llamamos lucha de clases entre capital y trabajo. Cuando soslayan recaudar más a quienes más tienen y luego recortan los servicios públicos por falta de ingresos; cuando amparan o no impiden el despilfarro y la corrupción provocando el vaciamiento de las arcas públicas que estamos viviendo en el País Valencià; cuando recortan las plantillas de trabajadores públicos y renuncian a crear puestos de trabajo con los que garantizar los derechos básicos de la ciudadanía, lo que en realidad están haciendo quienes gobiernan estas instituciones públicas es defender unos intereses que son privados, que no son los de la mayoría social a la que dicen representar y a la que prometieron lo que poco después incumplieron.

Llevamos muchos años inmersos en esta escalada antisocial, de expolio de recursos y de fraude democrático, por eso crece el desprestigio de las instituciones políticas y en particular de los dos partidos mayoritarios, que se han venido turnando en el gobierno desde la mal llamada transición democrática. Y es que no se puede nadar y guardar la ropa. Por eso, más allá de la demagogia populista y la promesa fácil de muchas declaraciones públicas, la única salida para los trabajadores y colectivos sociales más vulnerables pasa por vertebrar una alternativa, de izquierdas, no por la alternancia. Necesitamos sumar fuerzas y voluntades para acabar con este sistema de monarquía bipartidista que se muestra incapaz de atender nuestros derechos más básicos.



Compartir
Compartir/Guardar/añadir a favoritos

Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | | Estadísticas de visitas | visitas: 297786

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio PARTICIPACIÒ  Seguir la vida del sitio Tribuna d’opiniò   ?    |    Los sitios sindicados OPML   ?

Sitio desarrollado con SPIP 2.1.2 + AHUNTSIC

Creative Commons License